Desmitifican a la bacteria “mortal”: no hubo casos graves en Mercedes

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Tras conocerse la suspensión de clases en un colegio por prevención ante un caso positivo de una patología producida por el Streptococo pyogenes hubo una gran preocupación en la ciudad • Autoridades sanitarias aclaran la cuestión, los riesgos y medidas de prevención

Durante el miércoles corrió por las redes sociales un comunicado que la directora del Colegio San Benito de Nursia, emitió a la propia comunidad educativa sobre la decisión de cerrar preventivamente por 48 horas el establecimiento ante la confirmación de la existencia de un caso de enfermedad provocado por la bacteria estreptococo beta hemolítico grupo A, en una sala del jardín de infantes.

También circuló vía redes el audio de la madre del niño, contando cómo se dio el diagnóstico, criticando que en la guardia del hospital local el sábado pasado al niño lo habrían diagnosticado por una alergia. Sin embargo, tras que el pequeño no evolucionara rápidamente realizaron un hisopado particular y fue llevado a la asistencia médica privada donde se confirmó un cuadro clínico devenido de la acción de esta bacteria. A su vez, dio cuenta de la evolución favorable del niño y que se encuentra con el tratamiento correspondiente de antibióticos específico.

Estos mensajes que se dieron en las redes sociales generaron una fuerte preocupación en la comunidad toda. Incluso, desde el propio establecimiento educativo y tras comunicaciones con las autoridades sanitarias correspondientes las clases se reanudaron a las 24 horas dado que no se requiere –para estos casos – ninguna medida adicional a la higiene cotidiana del lugar.

 

Más casos

La preocupación no dejó de sentirse por varios días. Las redes sociales fueron un fiel reflejo de ello mostrando en cada cuenta la viralización de contenidos sobre esta bacteria. Y también hubo sendas manifestaciones por el caso de otros niños cuyas patologías se confirmó fueron provocadas por esta bacteria y se demoró en realizar las medidas correspondientes para poder determinarlo. Y esta cuestión no dejó de mostrar un gran malestar en la comunidad toda.

 

Aclaraciones

Las autoridades locales en materia de Salud no dejaron de responder el teléfono ante diversas requisitorias por la preocupación causada y se dieron a la tarea de realizar las aclaraciones correspondientes.

Lo que sucedió es que el tema fue “mal manejado” por los medios de comunicación nacionales generando un alerta en la población del país siendo que no existe un alerta epidemiológico y mostrando al S. Pyogenes como una “bacteria asesina” sin tomar en cuenta algunos aspectos. El principal de todos es que esta bacteria causa diversas enfermedades muy comunes en la población – sobre todo infantil – en esta época del año y que en un bajo porcentaje resulta en una enfermedad invasiva y que puede causar la muerte en quien lo padece.

El secretario de Salud local, Pablo Cassiani señaló – para llevar tranquilidad a la población – que “en Mercedes no ocurrió el caso por el cual toma relevancia periodística que es la enfermedad invasiva. Faringuitis – causada en el 10% de los casos por el S. Pyogenes – hay y va a seguir habiendo siempre. No estamos hablando de una bacteria que mutó. Lo que sucedió es que tomó relevancia una complicación, que es conocida, que es infrecuente, pero que se dio a conocer y como la información no fue del todo certera generó angustia, incertidumbre y pánico en la población”.

En cuanto a las recomendaciones, indicó: “las recomendaciones son las mismas para cualquier enfermedad frecuente durante esta época y es que: cuando nuestros hijos están enfermos nunca hay que automedicarlos, hay que llevarlo al médico. Para eso tenemos una extensa red de extensión primaria de la salud, el hospital donde se pueden hacer todas las consultas y los profesionales van a atender a nuestros niños. Siempre debe tratarlo un profesional” y agregó: “lo que sí hay que aclarar es que constituye una urgencia la fiebre cuando la misma se asocia con manchitas en la piel, y no hay que demorar la consulta”.

Por su parte, el director del hospital Blas L. Dubarry, Daniel Bandoni indicó: “desde los Ministerios no hubo un dispositivo especial que haya que implementar. Simplemente recomendaciones sobre  medidas a tomar ante cuadros de niños con aparición de ganglios, inflamación de garganta y demás concurrir a un profesional. Nosotros en el hospital alertamos  a la guardia y a los médicos generales para realizar un control exhaustivo para que no se den este tipo de situaciones. En Mercedes no hemos tenido un cuadro grave. Sí tuvimos una avalancha de consultas por la preocupación” y agregó: “lo importante es el control y las recomendaciones para tener un cuidado pero la estadística nos dan cuenta de que menos del 1% de los cuadros provocados por esta bacteria tienen gravedad”.

En cuanto a los casos graves producidos por esta bacteria, Bandoni aclaró: “cuando esta bacteria pasa a la sangre produce una septicemia, donde el estreptococo empieza a afectar distintos órganos, como muchos otros gérmenes. Siempre en infectología se tienen en cuenta tres cosas: la agresividad de la bacteria, el medioambiente en el que se desenvuelve el paciente – puede haber casos de desnutrición, debilidad por alguna enfermedad anterior, defensas bajas – y el tratamiento que se le da. Si el beta hemolítico pasa a sangre actúa muy rápido y no siempre se llega a tiempo al tratamiento y no se puede dar, lamentablemente, curar al paciente”.

  Compartir:

Autor: Redacción

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

*